PREMIO LATINOAMERICANO RED ILUMNO

ganadores

PREMIO AL MEJOR PROYECTO SUSTENTABLE DE LA RED ILUMNO

Jóvenes universitarios de Alta Gracia fueron galardonados con el premio internacional Desafío Ilumno que los ayudará a expandir su emprendimiento social y sustentable: reciclar plástico y convertirlo en ladrillos para la construcción de viviendas en sectores vulnerables.

Lo que primero comenzó como una charla entre amigos y compañeros de estudio se transformó, en cuestión de dos años, en un sueño hecho realidad para dos jóvenes de Alta Gracia. En 2014, Fabián Saieg y Leandro Miguez imaginaron un proyecto en el que fuera posible reciclar la abundancia de plástico que se genera y consume cada día, y que el producto reciclado se transforme en ladrillos para viviendas de los sectores más vulnerables de la sociedad.

Fabián y Leandro, de 26 y 25 años, estudiantes de la Universidad Siglo 21, de a poco se animaron a pensar en tamaño grande. Crearon una organización sin fines de lucro llamada ECO Inclusión y, desde allí, comenzaron a diagramar lo que se transformaría en un proyecto de trabajo pero también un plan de emprendimiento y sustentabilidad. El crecimiento del dúo provocó que rápidamente se sumara un tercer acompañante al desafío: Leandro Lima, un joven emprendedor de 26 años.

En una entrevista con la Universidad Siglo 21, Fabián comentó cómo fueron aquellos primeros pasos en la creación de la fundación y luego la expansión del proyecto a través del novedoso Centro de Emprendimiento e Innovación de la Universidad.

“Entre charlas se nos ocurrió hacer algo que pueda intervenir en la sociedad y ayude a la gente pero también al ambiente”, expresó Fabián.

Con la obtención del premio Desafío Ilumno –del cual participaron nueve universidades de Latinoamérica dentro de la Red Ilumno– los jóvenes emprendedores ganaron una mentoría y capacitación de profesionales de Colombia, que les proveerá el asesoramiento necesario para que el proyecto sea viable y se posicione dentro de plataformas de financiamiento internacionales.

“Podremos ser atractivos para grandes inversionistas, dentro del rubro de emprendimientos sociales. La verdad es que estamos muy contentos”, celebró Fabián.